imageSi estás pensando en casarte y tanto tu pareja como su entorno presentan determinadas características que no te convencen por completo, piensa bien la decisión que determinará una parte importante de tu felicidad, bienestar, estabilidad emocional y proyecto de vida en general. Matrimonios mejor pensados van a ser relaciones con proyección, menos conflictos y mayores posibilidades de tener buena calidad de vida.

A continuación 33 señales de alarma :

  1. Cuando no estás seguro de querer hacerlo
  2. Cuando tomaste la decisión por la presión que ejercen amigos, familia y entorno social
  3. Cuando no conoces a la familia de tu pareja
  4. Cuando “detestas” a la familia de tu pareja
  5. Cuando tu pareja tiene demasiados defectos que consideras intolerables
  6. Cuando los patrones de crianza de la familia de tu pareja son tan contrarios a los tuyos que te parecen contraproducentes
  7. Cuando has tenido que “rogarle” a tu pareja para que se case contigo
  8. Cuando llevan muchos años de noviazgo y lo que se espera es que el siguiente paso sea convivir o casarse
  9. Cuando al hacer la preparación de la boda te das cuenta que quieren cosas distintas y es verdaderamente complejo ponerse de acuerdo
  10. Cuando se han cometido errores que a la fecha no has podido perdonar y crees que con el matrimonio todo se va a olvidar
  11. Cuando te aburres con tu pareja y encuentras que no tienen nada de que hablar
  12. Cuando hay una importante diferencia de edad, -es facil asumir con el tiempo el rol equivocado de un padre, una madre o un hijo necesitado de afecto y atención (no se debe ser salvador de nadie)
  13. Cuando te das cuenta que tu pareja no te divierte y no te hace reir
  14. Cuando no has identificado el patrón de comportamiento tanto en tus relaciones anteriores como en el modelo de crianza que recibiste y recibió tu pareja
  15. Cuando piensas que los malos comportamientos de tu pareja o la falta de compromiso van a cambiar si se casan
  16. Cuando muchas de las personas en las que confías y amas te dicen que no lo hagas y te hacen dudar
  17. Cuando es la primera medida tras un embarazo no planeado
  18. Cuando no hay comunicación, respeto y/o confianza
  19. Cuando crees que necesitas tener todo lo material antes de hacer un compromiso matrimonial. El concepto del matrimonio consiste en construir juntos y lograr cumplir metas
  20. Cuando hay demasiado que te falta por vivir, por ejemplo estudios básicos, viajes a determinados lugares, amigos, relaciones de pareja, trabajo etc.
  21. Cuando el afecto físico que recibes de tu pareja no te satisface
  22. Cuando acostumbras a salir de una relación para entrar en otra: Monogamia en serie
  23. Cuando tu sentimiento constante es el miedo hacia el futuro y la soledad impositiva
  24. Cuando hablar desde lo más “pequeño” hasta lo más grande (hijos, dinero, religión, lugar para vivir, etc) se te convierte en un gran conflicto que termina siendo inmanejable y no logran ponerse de acuerdo
  25. Cuando intentas huir de la presión de tu casa, de tus padres, hermanos o familia
  26. Cuando cualquiera de las dos partes ha incurrido en una infidelidad y esta no se ha trabajado y perdonado en su totalidad
  27. Cuando estás enamorado de otra persona distinta a tu pareja
  28. Cuando las diferencias socioculturales son marcadas en la relación y alguno se siente en desventaja
  29. Cuando alguno de los dos es maltratador psicológico y/o físico
  30. Cuando el proyecto de vida no es el mismo
  31. Cuando no estás dispuesto a comprometerte y a aceptar las normas de la relación
  32. Cuando no se entienden sexualmente
  33. Cuando lo único que los une es el sexo

Si te sientes identificado con algunas de estas señales, la terapia prematrimonial podría ayudarte a tomar una mejor y más consciente decisión

PD: Como terapeuta, mi misión es ayudar a personas como tu a manejar sus emociones de una mejor manera. Si te interesa que conversemos en una terapia, solicita tu cita.

Acerca del autor:

Terapeuta emocional, negociadora de conflictos. Busco ayudar a las personas a entender y manejar de una mejor manera sus emociones. Me especializo en Terapia de Pareja como compromiso con la supervivencia de la familia Colombiana.